jueves, 29 de mayo de 2014

Top secret






Nunca dirías lo que se esconde en este recóndito lugar de Barcelona. Tras la verja, las escaleras te llevan a un restaurante. Tan sólo una pista para evitar las aglomeraciones de los más curiosos: está al lado de una preciosa y pequeña plaza, la Plaça Sant Just.

* el espacio ideal para despedir el curso del Ateneu Barcelonès junto con mis compañeros y amigos de clase y Mercedes Abad, escritora, profesora y responsable de que descubriéramos este emplazamiento mágico y literario.